lunes, 23 de febrero de 2015

Controversias

Controversia No sabes la de veces que me arrepiento de quemarme la lengua por impaciente; pero esque no sé dejar un libro a medias, no puedo, y menos una conversación. Que sí, que yo soy de esas que le gusta cocinarse su propia comida pero dime, ¿de qué me sirve hacerlo si nadie la prueba? Es verdad, tampoco se lo que digo la mayoria de las veces, pero aún así sigo siendo la más cuerda de este circo; lleno de payasos, monstruos enmascarados y jóvenes vendehumo. Que vale, que soy la primera que da rienda suelta a que me arranquen los pellejos antes de que curen pero joder, esque no sabes el gusto que da tener tu cicatriz. Llamame masoca, pero soy feliz en la oscuridad de mi cuarto un sábado noche; que las luces ahí fuera dan mucho calor, sí, pero también queman, y aquí dentro tengo mantas para combatir el frío que dejaron. Me da igual, llámame loca si quieres, pero prefiero imaginar futuros peores, para que cuando llegue lo malo, ya no sea tan malo... Pero esque los sueños acaban destruyendose, destruyendote, de ahí mi escasa lógica. Que por eso intento bailar bajo la lluvia sin que me moje una sola gota; y reir a carcajadas que te contaminan. Que por mis ovarios (o falta de ellos) me quité las gafas y destrozé varias vajillas, y alguna que otra muñeca de porcelana. Pero no te preocupes, que de la ceguera también se aprende y hasta renuevas tu propia luz. Admito que es una gilipollez beberme una taza de café solo por como huele pero joder, el odio también es necesario para saber amar. Y que sepas que no grito, yo susurro para los gigantes; porque nunca está mal bailar a escondidas. No soy chica de ojeras, prefiero llamarlas medias lunas, por eso de que los soñadores estamos siempre en el limbo. Y ya sé que me contradigo pero como he dicho antes, muchas veces no sé ni lo que digo; por eso muchas veces digo odiar lo que amo, y amar lo que evito.

No hay comentarios:

Publicar un comentario